Consejos para abrir un restaurante vegetariano



Ya sea que porque eres vegetariano y consideras que hace falta un negocio que ofrezca comida para quienes practican este estilo de vida o bien porque consideras que puede ser una buena inversión, a continuación te ofrecemos algunos consejos para abrir un negocio especializado en este tipo de comida.

Clasificación de vegetarianos

Para muchos no queda clara la diferencia entre ser vegano y ser vegetariano, es importante conocer esta diferencia si vas a abrir un negocio orientado a este segmento del mercado.

La primera aclaración es que ser vegano es una variación de ser vegetariano.

Un vegetariano ha decidido no alimentarse ni con carne ni pescado.  Sin embargo, hay vegetarianos que amplían su restricción a otros alimentos, por eso se habla de estas cuatro clasificaciones dentro de los vegetarianos:

  • Lacto-ovo vegetarianos comen huevos y lácteos.
  • Lacto-vegetarianos que incorporan lácteos pero no huevos en su dieta.
  • Vegetarianos estrictos que no consumen ni lácteos ni huevos solo vegetales.
  • Veganos que no comen nada que proceda de un animal.

Entonces una de las primeras decisiones es elegir el enfoque que seguirá tu negocio.  Vas a ofrecer en tu negocio platos/tapas orientadas solo a los veganos o también a los otros grupos.

Si bien puedes ofrecer en tu carta productos para los diferentes grupos de vegetarianos para que cada quien escoja de acuerdo a sus preferencias alimenticias, también es cierto que algunas personas adoptan este estilo de vida por convicciones morales respecto al uso de animales en la alimentación y por tanto pueden no ver en tu negocio uno que comparte su ideal si ofreces lácteos y huevos.

Lo importante es ser honesto, y si vas a ofrecer productos lácteos y huevos  procura que estos sean escogidos los mejores proveedores que garanticen una forma ética en su producción.

Claves para tener un restaurante vegetariano de éxito

Ubicación:

Esta claro que es indispensable tener una buena ubicación para poder tener una clientela.   Ya sea porque sepas que está ubicado en una zona donde residen o trabajan muchos vegetarianos o porque es una ubicación a la que puedes atraer a este público.

Lo ideal es situar su inicio en un área frecuentada por consumidores de alto nivel y conscientes de la salud.  Es importante esto último porque no hay que ser vegetariano para comer en un restaurante vegetariano.

Proveedores:

Este elemento es indispensable.  Necesitas proveedores que te puedan proporcionar productos de muy buena calidad.   Esto es especialmente importante en todos los alimentos frescos que utilices, no escatimes en calidad si buscas obtener prestigio como el mejor restaurante vegetariano de la zona.

Creación del menú

A menos que vayas a dedicarte exclusivamente al sector vegano, el menú puede incluir también productos lácteos y huevos Comida saludable más allá de las ensaladasademás de vegetales, cereales, frutas, etc.

El menú de un restaurante especializado en comida vegetariana no son solo ensaladas, hay mucho más que ello, productos como el tofú, derivados de la soja, cereales, y mil opciones más.

Si eres partidario de los productos orgánicos, debes pensar por un momento que en lo que se refiere a la rentabilidad de tu negocio, los productos orgánicos implican un mayor coste y por tanto debes analizar que tan sensible es tu clientela meta al aumento en los precios que podría significar este tipo de producto.

¿Algo más que un restaurante?

En ocasiones, el restaurante por sí solo no da suficiente rentabilidad por lo que se pueden obtener ingresos adicionales ofreciendo productos vegetarianos para consumir en casa o bien otras actividades como charlas sobre alimentación saludable, asesoría nutricional, etc.

Si vives en un sitio donde es poco probable que haya un segmento de vegetarianos suficientemente grande como para que montar un restaurante exclusivamente vegetariano, no descuides este sector y ofrece siempre alguna sección en tu menú especial para quienes siguen estilo de vida o simplemente para quienes buscan una alimentación saludable.  Puedes organizar un menú vegetariano una vez a la semana o bien tener una variedad de ensaladas fáciles de montar para atender a este público.