Cómo reducir costes sin sacrificar la satisfacción del cliente



La rentabilidad de un negocio está en gran medida determinada por su capacidad de aumentar sus ingresos y/o bajar sus costes.

Hoy te ofrecemos algunos consejos para que tu bar pueda bajar sus gastos sin tener que bajar la calidad de los productos y servicios.

Cambios en la gestión del bar que afectan los costes

Está claro que se pueden bajar costes fácilmente si recortas raciones, bajas la calidad de los ingredientes que usas o vendes licor de menor calidad; pero estas acciones además de bajar los costes, tenderán a reducir la satisfacción de tus clientes ¡Y eso no es lo que buscas para tu negocio!

  1. Como administrador no debes concentrarte solo en labores operativas del bar. Debes concentrarte en administrar el negocio, lo que significa dedicar tiempo a conocer a tus clientes, tu negocio y a tus competidores.
  2. Cuando selecciones los mecanismos para promocionar tu bar, escoge todas aquellas opciones que te permitan controlar la efectividad de estas acciones.
  3. Hoy en día, muchos proveedores de insumos necesarios para tu bar tienen promociones especialmente a fin de mes.  ¡Aprovéchalas!
  4. Analiza si tu bar podría obtener mejores precios si compras todos los productos o la mayoría a un solo proveedor.
  5. Controla si te están facturando a los precios que te han presupuestado.
  6. Negocia con el banco tus cargos de tarjeta de crédito.
  7. Si ves que tus costes, especialmente en licores, está fuera de control, deberás poner especial cuidado en comprobar si no estás siendo víctima de robo por parte del personal.

Cambios en la preparación de los platos o en las raciones

  1. Cambios en la preparación de los platos o en las racionesCuando requieras frutas para acompañar la comida o adornar las bebidas, aprovecha las frutas de estación, no solo serán las que mejor saben, sino usualmente estarán a un precio mejor.
  2. Estandariza la preparación de cócteles y combinados.  Te sorprendería la cantidad de dinero en exceso que se paga por ese “chorrito” extra que se vierte.
  3. Los chupitos gratis o rellenar copas de forma gratuita pueden ser un arma de doble filo. Tu cliente estará contento, pero tu caja registradora probablemente quede vacía.
  4. Comprueba que quienes sirven la cerveza de grifo sepan hacerlo adecuadamente.  Así se evitará el desperdicio.  Aunque pueda parecer insignificante al servir una cerveza, cuando hayas servido 100 estaremos hablando de un desperdicio importante.
  5. En el caso de los vinos, si se usan copas grandes, el camarero psicológicamente se sentirá tentado a servir más vino de la cuenta porque tienen la impresión de servirla medio vacía.  En este caso, tienes dos opciones, utilizas copas más pequeñas, o subes el precio de las copas.
  6. Cuando al principio de la jornada se preparen los adornos para las copas como rebanadas de limón, de piña, cerezas, no exageres la cantidad.  Si al final del día sobra, probablemente habrá que tirarlo, siendo un gran desperdicio.
  7. Si sirves acompañamientos con tus platos, como ensaladas, patatas, olivas, ensaladilla. Salsas, comprueba si la mayoría de tus clientes se deja parte de esos acompañamientos.   Podría estar desperdiciando una cantidad de dinero en comida que nadie se come.  Si notas por ejemplo, que casi todos se dejan la mitad de la ensalada, reduce la porción.
  8. Si vas a servir algo que pueda ser consumido con salsas, pregunta al cliente si le apetece determinada salsa.
  9. Utiliza portavasos reutilizables, aunque son más caros, a largo plazo será mucho más barato que utilizar servilletas para usar como portavasos.

Control de gastos de electricidad

Este es un sector bastante importante en un bar debido a instalación eléctrica, congeladores, cafetera, etc. Algunos consejos para disminuir el gasto de electricidad son:

  • Apagar el aire acondicionado/calefacción durante la noche.  Instala un temporizador que permita que se encienda y se apague.
  • Si tienes equipos que usas poco o no usas, déjalos apagados.
  • Pon a funcionar el lavavajillas cuando esté lleno.
  • Cuando se abran los frigoríficos, se debe comprobar que luego se dejan bien cerrados.
  • Se deben limpiar los filtros del aire acondicionados una vez a la semana
  • Deja un espacio para que circule el aire detrás de los frigoríficos.

Otras formas de bajar costes en el bar

  • En cuanto a los suministros en los aseos como jabón, papel higiénico y toallas de papel, procura no tener en exceso. E es preferible que reabastezcas a media jornada, a que los clientes desperdicien porque ven que hay mucha cantidad.
  • Si ves que tus camareros no cuidan los vasos, copas, platos, coloca un cartel con el precio de cada pieza, y hazles entender que si debes gastar mucho en estos elementos podría terminar incluso poniendo en riesgo su empleo.
  • Encárgate de la lavandería de los manteles, y en caso de que contrates el servicio haz un contrato a largo plazo para obtener mejores precios.